Homepage

RACING

POWERSKIN

El nuevo milenio nos trajo otro desarrollo de referencia en los trajes de baño de competición con la aparición de los trajes de cuerpo completo. Lanzado antes de los Juegos Olímpicos de Sidney, el tejido Powerskin® de Arena se constituyó en un estándar. Fue el producto de más de dos años de investigación que dieron lugar a un traje que era un 30% más ligero, con un 15% menos de absorción de agua en comparación con otros trajes de competición de poliamida-elastano, y con un coeficiente de fricción con el agua casi de cero.

POWERSKIN X-TREME

Los resultados de la investigación revelaron cuatro áreas importantes en las que había que centrarse al diseñar un traje de baño de competición: velocidad, compresión de los músculos, libertad de movimiento de las rodillas y adherencia al cuerpo. El avance más revolucionario provenía de pequeños hilos que se aplicaban a la superficie del tejido y que le permitían atrapar moléculas microscópicas de agua, lo que reducía la resistencia en aproximadamente un 9% (en comparación con los mejores trajes de baño de competición existentes) y aumentaba la velocidad en hasta un 3%.
El producto final que emergió en 2004 tras cuatro años de investigación fue Powerskin Xtreme®, el traje de baño más rápido y tecnológicamente más avanzado jamás realizado. Creado en torno al Arena Balancing System (un conjunto de principios desarrollados para que el diseño del traje de baño igualase las características ergonómicas y la biomecánica del cuerpo humano en movimiento), el traje de baño resultó todo un éxito de velocidad, contando con todas las cualidades principales.

POWERSKIN R-EVOLUTION

A pesar de lo impresionante de este logro, la investigación de Arena siguió adelante: un equipo de científicos del Instituto MOX (Universidad Politécnica de Milán) y la universidad de Reims realizaron simulaciones matemáticas y pruebas de dinámica de fluidos en el tanque de agua de la Universidad de Lieja y en el tubo del Centro Olímpico de Alto Rendimiento de Berlín, para validar los resultados y recibir información en cada paso del Arena Elite Team, compuesto por los mejores nadadores del mundo. Sus esfuerzos llegaron a buen término en 2008 con la presentación del Powerskin R-evolution. El nuevo traje de baño tenía dos características distintivas que eran su tejido único entretejido, y un diseño y confección innovadores.

El vanguardista tejido Stealth® se realizaba con la mitad de hilo que se solía utilizar en los tejidos estándar, y como sus fibras eran tan delgadas, ofrecía una mayor densidad y, por consiguiente, una mejora del 50% en la compresión de los músculos. El resultado era un tejido increíblemente ligero con sólo 99 g/m2 que ofrecía a los nadadores un equilibrio corporal mejorado y mayor estabilidad en el agua. Además, el Powerskin R-evolution® no tenía puntadas, el enemigo número uno de la resistencia, y estaba confeccionado en una sola pieza de tejido. La ausencia de costuras en la parte frontal y sólo 2 costuras termoselladas de perfil bajo estratégicamente colocadas entre las piernas y en la espalda producían una reducción del 20% de la resistencia, proporcionando en general un tiempo máximo proyectado de natación un 24% más largo con una ventaja de 0,54 segundos en una carrera de 50 m libres.

POWERSKIN X-GLIDE

En 2009, el panorama tecnológico volvió a sufrir un cambio con el desarrollo del Powerskin X-Glide® de Arena, un traje de baño multicapa de cuerpo completo con un recubrimiento de SCS/biogoma que atrapaba el aire, aumentaba la flotabilidad y reducía la resistencia aún más que sus predecesores. Con la utilización del diseño patentado de una pieza de Arena y el tejido ultraligero Stealth® en el interior para optimizar la comodidad y la compresión muscular, el X-Glide® también empleaba una aleación de titanio entre las capas interior y exterior para estabilizar la temperatura corporal, junto con Hoop Kompressor® de Arena para ofrecer una estabilidad superior al cuerpo durante la brazada.

La innovación y el impacto del X-Glide® fue tal (Paul Biedermann lo llevó en los Campeonatos del Mundo de 2009 en Roma e infligió a Michael Phelps su primera derrota importante en los 200 m libres en cuatro años) que fue considerado uno de los 50 Mejores Inventos de 2009 por Time Magazine.

NEW TECHNOLOGIES

Sin embargo, tras los Campeonatos del Mundo de 2009 en Roma, en los que se batieron 43 récords mundiales (más que en anteriores campeonatos o juegos olímpicos), la FINA, el organismo gestor del mundo de la natación, impuso una prohibición sobre los trajes compuestos de alta tecnología en enero de 2010, que incluía los siguientes requisitos: el material de los trajes de baño se limitaba a tejidos transpirables, los trajes para hombres no se podían extender por encima de la cintura ni por debajo de la rodilla (mallas de natación), los trajes para mujeres no se podían extender por encima del cuello (tirantes) ni por debajo de la rodilla.

El grosor del material se limitó a 1 mm, la flotabilidad del traje de baño se limitó a los niveles definidos, se prohibió que los trajes proporcionasen ningún tipo de estimulación ni de reducción del dolor, se prohibió que los trajes tuviesen más del 50% de su superficie cubierta por materiales impermeables o no más del 25% de cada parte superior o inferior de un traje, y se prohibieron los efectos de atrapado de aire mediante la aplicación de distintos materiales. Después de una década de desarrollos espectaculares en la tecnología de los trajes de baño, el mundo de la natación volvía a verse sometido a un cambio importante.

POWERSKIN POST-COMPOSITE ERA

Aunque las nuevas reglas de la FINA imponían un cambio de dirección en el mundo de la natación, el equipo de I+D de Arena fue capaz de desarrollar creaciones sobre las bases previamente establecidas y logró otra gama de ropa de competición de elevadas prestaciones que cumplía la normativa de la FINA: Powerskin ST (X-Raptor), XP (Z-Raptor+), R-Evo+ (Z-Raptor+) y X-Glide. La gama incluía tejidos entretejidos y tricotados con un peso tan reducido como 125 g/m2, que ofrecían tratamiento hidrorepelente y resistencia mínima en la superficie, una compresión óptima, y costuras enlazadas de perfil bajo que proporcionaban una estabilidad excelente, alineación corporal y el deslizamiento más suave en el agua. Con el nuevo orden establecido por la FINA, y los parámetros bien definidos a los que atenerse, se podría pensar que las opciones para los avances en el campo de los trajes de baño serían limitadas. Puede que así fuese… si no estuviese involucrado el equipo de I+D de Arena. (Permanezca atento a más desarrollos de alto nivel para trajes de baño de Arena).

POWERSKIN CARBON-PRO

Powerskin Carbon-Pro. Con las Olimpiadas de Londres de 2012 a tan solo unos meses, el enfoque único e innovador de Arena para las prendas de baño ha vuelto a dar vida a un diseño de vanguardia. Esta vez se llama Powerskin Carbon-Pro. Esta vez, el nombre del juego es “Compresión inteligente”…